Bienvenidos a Salud y Armonia, tu espacio... En este portal web, te ofrecemos una serie de actividades y cursos, con el objetivo de mejorar tu calidad de vida.

Yo creo que: “Fuimos colocados aquí...” no sé cómo pero aquí estamos, felices, alegres, aprendiendo muchísimo, despertando del sueño y sumamente agradecidos por la oportunidad de servir.

Próximos cursos

photo

Un Curso de Milagros

¿Qué es Un Curso de Milagros? (LEER EN "DESCRIPCIÓN") “Organizado de principio a fin como un recurso de enseñanza”… “Éste es un curso de entrenamiento mental”… [...]

Leer Más ...

Contenido de tu interÉs

El perdón, la herramienta indispensable para estos tiempos. Por Fernando Mastroianni Vivimos tiempos de turbulencia. Un caos brutal. Consumismo desmedido, codicia, carencia, odio, ira, guerras, asesinatos y muerte acechan el mundo por doquier. Los informativos en aras de “informar”, muestran y refuerzan toda esta ola de violencia que azota el mundo. Ya no es cuestión de países o zonas geográficas. No es una cuestión de culturas. El mundo parece haber entrado es un espiral de violencia incontenible que aparenta no tener fin. Desde diferentes frentes se nos invita a separar, a dividir, a pelear, a luchar, a consumir, a sobresalir, a tener “éxito”. Consumir por consumir. Parece que algo siempre tenemos que estar consumiendo, no importa qué. Esto es lo que mantiene el mundo vigente, y el mercado y las bolsas funcionando. La caja registradora siempre ha de estar sonando, no importa si es a costa de suicidios colectivos, guerras, desempleo, hambre. Así consumimos tiempo, cosas sin sentido, comida en exceso, alcohol, eventos deportivos (circo), ropa, incluso espiritualidad, cursos y talleres, “iluminación” en un fin de semana, etc. La idea es estar permanentemente consumiendo algo, sin importar qué. ¿Qué pasaría si antes nos paramos un instante, y nos preguntamos, para qué? ¿Qué sentido tiene esto que estoy haciendo? Esa simple pregunta echa a andar todo un mecanismo mental de reflexión, y es un instante en el que frenamos la máquina de la hipnosis y del condicionamiento social. Ese instante, en el que nos preguntarnos ¿qué sentido tiene esto que voy a hacer?, o simplemente, ¿para qué?, puede ser la gran diferencia entre seguir durmiendo en la matrix, o comenzar a salir. El perdón que se nos enseña desde hace miles de años, uno poco efectivo, engañoso, un reparo de culpas, lejos de ayudar y de llevar paz a la mente que lo practica, agrega dolor y angustia, haciéndonos sentir tontos espirituales y en deuda, ya queda obsoleto para el nuevo tiempo que vivimos. En contraposición, el auténtico perdón, nos ayuda a navegar entre las aguas turbulentas de estos mares de caos, y salir ilesos. Es un acto de aceptación, de no juicio, de gratitud con todo y con todos aquellos que aparecen en nuestra experiencia. Gratitud profunda y honesta por ser nuestros maestros. No requiere de ninguna institución que lo avale, ni de iluminados, ni de intermediarios de ningún tipo. El perdón es una decisión, es la decisión de ser feliz porqué sí. Es buscar lo que nos une, buscar consensos, conciliar, unir, abrazar, no juzgar, no tratar de entender. Amar porqué sí. Una decisión. El verdadero perdón es el acto de amor más sublime en este mundo ya que sólo puedes hacer dos cosas con todo aquello que aparece en tu experiencia: puedes tratar de entender, analizar, explicar, racionalizar, tener razón, todo a costa de tu felicidad, o puedes elegir amar. Estás eligiendo todo el tiempo. Estas diseñando tu experiencia a cada segundo en cada encuentro. Escoges a cada instante el mundo que deseas vivir. Lo haces en cada encuentro, en cada esquina de tu barrio, de tu mundo, de tu vida, al optar por juzgar, o bien, ni más ni menos, verlo todo con los ojos de la aceptación, de la misericordia, de la gratitud, contemplarlo todo como un aspecto de tu mente que simplemente se echó a dormir, y sueña con pesadillas, pero que pronto despertará. Fernando Mastroianni (Maestro de Un Curso de Milagros)

Las Constelaciones Familiares surgen como una esperanza grande para resolver traumas transgeneracionales. Estas son dirigidas por instancias psíquicas transpersonales, rebasando los alcances de la la psicoterapia clásica. Sus soluciones a problemáticas específicas, van más allá de la mente racional, conllevan a un encuentro integral del Ser. 

 

       Las constelaciones son un nuevo portal de sanación indicado para buscar solución a casi cualquier problemática: relaciones interpersonales, duelos, enfermedades físicas y psíquicas, disfunciones de personalidad, desintegración familiar, adicciones, problemas empresariales, educativos, etc.  Desde el enfoque sistémico, la constelación contempla el panorama amplio del individuo con su entorno.  El procedimiento, básicamente consiste en entrar a los sistemas para reintegrarlos, reordenarlos y equilibrarlos, a través de representantes de los diferentes elementos que los componen y que son pertinentes a la problemática planteada.  Las formulas, para penetrar en la profundidad de las relaciones y los complejos tejidos que forman los sistemas, son procedimientos sencillos, aunque precisos y profundos, que requieren de la sensibilidad y el entrenamiento del constelador.

 

       No cualquiera puede ser constelador.    Se necesita a alguien que sea capaz de ponerse al servicio de otros: sin mente, sin memoria, sin intención y sin miedo.    El constelador tiene que tener la madurez y fortaleza para aceptar su destino y el de otros, tal y cómo es.    Para esto el constelador necesita haber tomado la vida, con humildad.  Y la vida la toma aquel que puede honrar a sus padres sin reproche y con humildad, tomándolos tal y cómo son.     Llegar a eso, implica un proceso interno de sanación y depuración de su ego.

 

       Este entrenamiento no es para ofrecer una certificación académica, es para aprender la esencia del procedimiento, a través de un proceso personal de sanación.  Aprender a facilitar constelaciones familiares, desde la nueva forma que Bert Hellinger ha estado desarrollando en los últimos tiempos, es al mismo tiempo acceder a un camino espiritual.   Este camino implica estar dispuesto a entrar en las dimensiones trascendentes del ser.    Quien quiera formarse aquí, necesitará aprender a ponerse al servicio de fuerzas más grandes que operan en el alma de los sistemas en los que van a intervenir: familia, empresa, escuela, salud, la ecología, o cualquier otra.   Esto se logra cuando una persona está centrada, tomando las vicisitudes propias de su existencia. Básicamente será un entrenamiento para la evolución personal de los facilitadores y su sensibilización a los elementos internos que es preciso desarrollar para ser capaz de facilitar una constelación. 

Presencia, La Conciencia de Ser (1)

Por Manuel Guarnero Furlong

Tel. 2 45 55 55  Puebla   www.saludyarmonia.com

 

            Saludos luminosos a todos; un gustazo participar en esta padrísima “Revista Vive Puebla” de Yamil Yitani, gracias y felicidades siempre por su magnífica labor.

Presencia…? Momento presente…?  El aquí y ahora…?

             Ciertamente la importancia de estar conscientes en el momento presente es tremendamente importante; yo le llamo: “Presencia” y va desde nuestra capacidad de estar atentos, hasta una conexión permanente con La Inteligencia Divina, en un Estado de SER.

            Esta capacidad o facultad de estar atentos o mejor dicho: “despiertos” es el poder controlar/activar nosotros mismos nuestros pensamientos a voluntad, a diferencia de como hemos vivido hasta ahora: casi casi en “la luna”, como ausentes, en automático, con pensamientos que no paran de “hablar”, ese parloteo incesante en la cabeza; es como si tu coche se manejara solito sin que tú puedas controlarlo; o los cubiertos de la mesa se movieran solitos y la cuchara te llevara la sopa a la boca sin tu poder decidir.... 

            ¿Te acuerdas en la película “wally” los carritos en los que todos van  así como “hipnotizados” en un total estado de automático impresionante? pues no estábamos tan lejos de ello ¿he?    Hemos permitido que esta fabulosa herramienta cerebral-pensante-creativa que “tenemos” (más no somos), se adueñe del volante y se maneje en piloto automático. 

            Pero llego el momento de despertar, de darnos cuenta de que somos mucho más que este magnífico cuerpo físico, mucho más que esta mente pensante, formidable si  ¡claro! , pero una herramienta al fin; es hora de recordar y recuperar nuestra verdadera Identidad, una Identidad de origen Divino, y ésta se recuerda en silencio, en Conciencia de Ser.

            De ninguna manera estoy diciendo que estamos peleados con nuestra facultad pensante intelectual, no, nada de eso, ciertamente tenemos esta maravillosa mente pensante que, sepámoslo o no, está siempre creando nuestra experiencia, y esto es un regalazo humano temporal; pero este es tema de otra ocasión…

            Hoy queremos entender que ese parloteo incesante de pensamientos que nos tienen como “en la luna”, en automático,  nos mantienen en una frecuencia muy densa, baja, repetitiva  y, por el contrario, al estar presentes, atentos al aquí y ahora, estamos viviendo Conscientes y  podemos entrar en una más elevada dimensión aquí en este mismo plano físico-humano, pero ahora simple y grandiosamente conectados a la Divinidad que Somos,  y así tu vida empieza a ser plenamente vivenciada, entras a la cancha del juego y no solo eres un espectador.   Y lo que proceda  “hacer, actuar” vendrá, ahora, desde un nivel mucho más sublime, desde una Inteligencia Superior a la que, sin ruido mental, le permitimos fluir y canalizarse hacia y a través de nosotros  con nuevas ideas, ahora si con pensamientos nuevos creativos  y frescos y no aquellos que  solo venían ó desde el pasado repetitivo ó de un futuro repleto de expectativas…. 

Me despido sugiriéndote una sencilla tarea para iniciar: a partir de hoy te puedes lavar los dientes de una manera totalmente presente, atento,  sintiendo la temperatura del agua, el olor y sabor de la pasta de dientes, observando el movimiento de tu mano, la presión del cepillo sobre tus dientes, la postura de tu cuerpo, de tu espalda, de tus piernas, etc. Y, por supuesto en todo momento, la técnica por excelencia es observar tu propia respiración. Lo que estás haciendo es fortaleciendo esta capacidad tuya de estar “atento y presente”, ya vimos la gran importancia de ello: estar abiertos, sin interferencia de ruido mental, a la Inteligencia Divina que Somos y que eternamente nos inspira (in-spirit), permanentemente aquí y ahora, el único tiempo real pues el pasado ya fué y el futuro será siempre un eterno presente; solo basta acallar el parloteo bla bla bla de la cabeza para escuchar y estar Presentes en Dios, entusiasmados (en Theos)  por Ser Quien Somos.

Abrazos y bendiciones…

Manuel Guarnero Furlong

saludyarmonia@prodigy.net.mx

Marzo 2011

 


¿Qué es Un Curso de Milagros? “Organizado de principio a fin como un recurso de enseñanza”… “Éste es un curso de entrenamiento mental”… “Éste no es un curso de especulación filosófica, ni está interesado en una terminología precisa”… “Es un curso obligatorio. Sólo el momento en que decides tomarlo es voluntario”… “Éste curso no pretende enseñar el significado del amor, pues eso está más allá de lo que se puede enseñar. Pretende, no obstante, despejar los obstáculos que impiden experimentar la presencia del amor, el cual es tu herencia natural”… “El amor aflorará de inmediato en cualquier mente que de verdad lo desee, pero tiene que desearlo de verdad”… “Éste curso puede resumirse de la siguiente manera: Nada real puede ser amenazado. Nada irreal existe. En esto radica la paz de Dios”… “A la larga, todo el mundo empieza a reconocer, por muy vagamente que sea, que tiene que haber un camino mejor. A medida que este reconocimiento se arraiga más, acaba por convertirse en un punto decisivo en la vida de cada persona”… “Una teología universal es imposible, mientras que una experiencia universal, no sólo es posible sino necesaria”... “Se orienta únicamente hacia la Expiación o corrección de la percepción. El medio de la Expiación es el perdón”… “Es un método de conversión que no se lleva a cabo sólo con palabras”... “El conocimiento no es la motivación para aprender este curso. La paz lo es”… “No te enseña lo que eres, ni lo que tu Padre es…te enseña sencillamente a eliminar los obstáculos que se interponen entre ti y lo que sabes…” “Es posible aprender este curso inmediatamente, a no ser que creas que lo que Dios dispone requiere tiempo”… “Dije antes que este curso te enseña a recordar lo que eres y te restituirá tu identidad”… “Al mundo no se le abandona mediante la muerte sino mediante la verdad, y la verdad sólo la pueden conocer aquellos para quienes el Reino fue creado”… Jesús, UCDM